Cómo es un ascensor accesible

La accesibilidad es un derecho que tarde o temprano nos afecta directamente a la mayoría de nosotros. Es crucial ser consciente de su importancia a la hora de tomar decisiones que nos ayudarán llegado el momento. 

Si lo aplicamos a los edificios, para estos sean accesibles, deberíamos adaptar los diferentes elementos que se encuentren en su interior, para que todas las personas, al margen de sus condiciones, puedan hacer uso de él de forma autónoma. el ascensor sería uno más de ellos.

Y una pregunta habitual que surge en reformas u obras nuevas, es ¿cómo es ascensor accesible ? A lo largo de este artículo iremos resolviendo todas estas cuestiones y algunas como:

¿es obligatorio instalar un ascensor accesible en todos los edificios?

¿qué características debe tener un ascensor accesible?

¿qué medidas mínimas debe tener un ascensor accesible?

Pero ahora, ¿qué te parece si empezamos por el principio?

¿A qué se denomina ascensor accesible?

Según la definición que nos da el Anexo A del Documento Básico de Seguridad de Utilización y Accesibilidad (CTE-SUA) del Código Técnico de Edificación (CTE), un Ascensor Accesible es aquel que cumple con la norma UNE-EN 81-70:2018 relativa a la “Accesibilidad a los ascensores de personas, incluyendo personas con discapacidad”.

En conclusión, un ascensor accesible es aquel que puede ser utilizado por una persona con cualquier tipo de discapacidad gracias a las adaptaciones que se han realizado en su diseño, fabricación e instalación, como por ejemplo el ancho del acceso, las dimensiones del interior de la cabina, los elementos de control y la señalización visual y sonora del aparato.

¿Es obligatorio instalar un ascensor accesible en todos los edificios?

Desde diciembre de 2017, según el RDL 1/2013 sobre la accesibilidad, y la Ley 8/2013 de 26 de junio sobre la rehabilitación, la regeneración y la renovación urbana, “todos los edificios residenciales y públicos, sin excepción, deben disponer de accesos adaptados para personas con discapacidad”, lo que también afecta a los ascensores.

Además, si en el edificio existen viviendas u oficinas en las que trabajan personas con discapacidad o movilidad  reducida, las cuales necesitan sillas de ruedas u otras soluciones para desplazarse, será obligatorio adaptar el ascensor a las medidas reglamentarias si este no las cumple.

¿Qué características debe tener un ascensor accesible?

Las especificaciones técnicas que debe tener un ascensor accesible deben aproximarse todo lo que sea posible a las descritas en el anejo A del DB SUA y en la norma UNE EN 81-70 vigente. La norma UNE-EN 81-82 también contiene recomendaciones que pueden utilizarse para conseguir este objetivo. 

A continuación dejamos los detalles a tener en cuenta según las normativas antes mencionadas: 

·       Los botones y dispositivos de control de un ascensor accesible incluyen caracteres en Braille en alto relieve y contrastados cromáticamente. Los botones deberán estar a una altura comprendida entre 90 y 110 centímetros, de tal forma que queden al alcance de personas en silla de ruedas.

·       Las puertas deberán tener como mínimo de ancho, para cabinas del Tipo 1, 800mm, para cabinas del Tipo 2 , 900mm, y para cabinas del Tipo 3 , 1100mm de ancho, además de ser automáticas, correderas y con desplazamiento horizontal. 

El tiempo que tienen que permanecer abiertas es entre 2  y 20 segundos, aunque el tiempo puede ser inferior si se incorpora, en el interior de la cabina, un botón de “cierre”, y un sensor de detección que cubra desde los 25 milímetros hasta los 180 centímetros por encima del suelo. 

·       Las dimensiones de la cabina de los ascensores accesibles deben tener, como mínimo, 1 metro de ancho por 1,25 metros de fondo, aunque es recomendable ampliar esta medida a 1,1 metros de ancho por 1,4 metros de largo, ya que, una de las principales características de un ascensor accesible es que puedan viajar una persona en silla de ruedas y un acompañante, si se considera necesario. 

En el DB-SUA se establecen las siguientes condiciones, en función del tipo de edificio.

Si existe espacio disponible, se aconseja que las dimensiones sean de 1,5 metros de ancho por 1,5 metros de fondo para que se pueda maniobrar dentro sin problemas. 

Se instalará un espejo en el caso de que no se pueda maniobrar en el interior de la cabina. Este deberá estar situado a una distancia de  30 centímetros del suelo para no provocar confusión en personas con capacidad visual reducida.

·       El pasamanos es otro accesorio necesario para hacer un ascensor accesible. debe estar situado al lateral, a una altura de 90 centímetros, separado a su vez 35 mm del paramento, y con los extremos doblados hacia la pared.

·       Las señales visuales y sonoras, estarán sobre las puertas o junto a los dispositivos de control, tanto en el interior como el exterior del aparato. En ellos se indicará la planta en la que está el ascensor, su sentido de desplazamiento y emitirán una señal sonora que indique la apertura/cierre de puertas. 

. Las luces de la cabina estarán en el techo, fuera del ángulo de visión de los usuarios y generando una iluminación homogénea.

Otras especificaciones técnicas relacionadas con la accesibilidad de los ascensores, y que no están relacionadas con los elementos del propio aparato son los accesos. 

·       La separación entre el suelo del rellano y la cabina del ascensor será de 30 milímetros en horizontal y de 1 centímetro en vertical, como máximo.

·       El espacio, sin obstáculos o pendientes, que debe quedar frente al elevador, para poder entrar, salir y maniobrar con facilidad con una silla de ruedas, debe de ser de 150 centímetros de diámetro, es decir, que pueda dar una vuelta sobre sí mismo.

·       Si hay varios ascensores, el que sí lo sea deberá estar señalizado (con el símbolo internacional de accesibilidad) y tener un botón de llamada individual propia.

·       Cuando además deba ser ascensor de emergencia, este debe ser  conforme a DB SI 4-1, tabla 1.1 y también como se establece en el Anejo SI A de DB SI.

¿Qué hacer si tu ascensor no cumple con las medidas mínimas para considerarse accesible?

Cuando se modernicen los ascensores para hacerlos más accesibles así́ como cuando se incorporen ascensores en edificios existentes para mejorar las condiciones de accesibilidad de personas con discapacidad, sus características, tales como dimensiones de la cabina, apertura de puertas, condiciones de las botoneras, etc., deben cumplir, dentro de la posible con las medidas descritas en este mismo artículo.

Si quieres instalar un ascensor accesible en la Comunidad Valenciana, y no sabes si tienes el hueco mínimo para hacerlo, recuerda que puedes consultarnos sin compromiso. Déjanos tu duda en los comentarios de este artículo o a través de nuestro email. Estaremos encantados de poder ayudarte, porque ¡Tú nos importas!

Deja un comentario